¿Dónde debo dirigirme para solicitar el bono social?


El bono social es la ayuda que da el gobierno a ciertos colectivos. La ayuda consiste en no aumentar la tarifa de último recurso de luz, y mantener su precio por cierta cantidad de tiempo. El Bono Social es un descuento en la factura eléctrica aplicable sólo para ciertos colectivos de consumidores que, en la actualidad, se refiere a pensionistas a partir de 60 años con prestaciones mínimas, familias numerosas o con todos sus integrantes en desempleo, además de los suministros con menos de 3kW de potencia contratada. En todo caso, tienen que ser personas físicas en su residencia habitual.

 

Lo que hay que hacer para adquirir o ser beneficiario del bono social, es dirigirse a cualquier comercializadora de su zona de residencia y gestionar el trámite, en el que se le solicitarán al usuario varios documentos para poder comprobar su situación. Esto, junto a la tarifa luz que posea, colabora mucho con la economía del hogar; además de poder ofrecerle al consumidor la posibilidad de disfrutar del servicio, independientemente de la situación que pueda extra viviendo en el presente.

 

Por supuesto, que para ser leales con este nuevo sistema, una vez solucionada la situación que lo ha llevado a solicitar el bono social; como por ejemplo encontrarse en situación de desempleo; debemos comunicar tal momento para dejar de ser beneficiados con el bono. Si esto no ocurriera, no sólo la empresa se reservará el derecho de poner precio a su factura, sino que además deberá pagar a la compañía de electricidad una multa resarcitoria por infringir la ley.